Láser dermatológico

Láser dermatológico

La luz intensa pulsada o IPL (del inglés “Intense Pulsed Light”)

Es un tratamiento no agresivo que proporciona un rejuvenecimiento global y uniforme del rostro, cuello, escote e incluso manos. Permite tratar manchas y venitas, con estimulación de la formación del colágeno y así mejorar globalmente la calidad de la piel. La energía de la luz actúa en las capas más profundas para mejorar gradualmente la tonalidad y textura de la piel, eliminar las manchas, rojeces, poros dilatados, arrugas finas y dar luminosidad.En función del tamaño de la zona a tratar el procedimiento puede durar desde 10 minutos hasta media hora. Son necesarias de 3 a 6 sesiones con intervalos de 3 semanas.

El láser V-Beam

Permite eliminar de forma eficaz los vasos más pequeños y superficiales a nivel de la dermis papilar en la piel. En efecto, estos vasos, llamados capilares superficiales, son tan pequeños que el paciente no los percibe como tal, sino como una rojez difusa. También se utiliza en el protocolo de tratamiento de la rosácea, al ser un tipo de vaso siempre presente en esta patología. El láser V-BEAM, es un láser de colorante pulsado, capaz de fijar su energía en la hemoglobina, pigmento de la sangre, eliminando así de forma eficaz y segura las lesiones vasculares asociadas a rosácea. El tratamiento alcanza un altísimo índice de satisfacción por parte de los pacientes con rosácea, que suelen permanecer libres de síntomas hasta 4 o 5 años después de un ciclo de tratamientos (tras la realización de 3 a 5 sesiones de tratamiento).

Láser no ablativo fraccional 1540

Produce columnas de calor que penetran hasta la dermis profunda, donde activan la síntesis de fibras de colágeno y elastina nuevas. Es un tratamiento  confortable y muy tolerado para el paciente, que puede hacer vida normal al día siguiente de la sesión. El láser 1540 mejora la textura y la flacidez en las pieles envejecidas y disminuyen las arrugas finas faciales y las manchas producidas por el sol en cara, cuello, escote y manos siendo muy útil en el tratamiento de las estrías y cicatrices, tanto hipertróficas como atróficas de las marcas de acné. Para obtener un resultado óptimo son necesarias varias sesiones de tratamiento dependiendo de la patología.

Láser Q-switched

Una mancha solar o lentigo solar en la piel debe ser valorada por un dermatólogo en todos los casos, mediante exploración clínica y dermatoscópica, para valorar si es una lesión benigna y solo un problema estético.El melanoma es un tumor maligno muy agresivo y si no se tiene experiencia, puede confundirse con una mancha solar y ser tratada erróneamente con láser. Cuando se trata de lesiones solares benignas tipo lentigo solar el láser es la mejor opción. Dentro de los láseres los más selectivos son los denominados Q-switched, por ejemplo el láser q-switched de alejandrita.  Los nevus o lunares no deben tratarse con este tipo de láser. Normalmente son necesarias 2 o 3 sesiones para poder eliminar las manchas o lentigos solares.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies